Loading color scheme

Casa de formación

Las hermanas y las formandas de la casa de formación de Lima, se afanan para poder atender a los pobres que esperan, cada día, que se les dé la comida para su subsistencia.

Por ello, han de dedicar un tiempo de su día, a preparar dichas comidas, teniendo en cuenta las palabras de Jesús: “A los pobres los tendréis siempre con vosotros.” (Mt 26,11)